Dos agentes arrestan al narcotraficante, que trató de huir por un campo de naranjas - ABC
Sucesos

Arrestan a un narco, lugarteniente de los Lanas, en una comunión celebrada en La Algaba

El delincuente, apodado Chacón, llevaba huido desde el mes de julio y a pesar de ello acudió a la celebración familiar

Sevilla Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Llevaba desde el mes de julio huido, cuando escapó de una redada de la Guardia Civil que descabezó a la organización para la que trabajaba. Chacón es o era lugarteniente de Los Lanas, la banda de más peso que ha operado en la zona del río Guadalquivir en los últimos años. A pesar de su condición de fugado, D. J. C. M. acudió este pasado sábado a la comunión de un familiar en un restaurante a las afueras de La Algaba. Allí lo esperaba un amplio dispositivo camuflado.

Según detallan fuentes de la Benemérita, agentes de paisano accedieron al restaurante para tratar de hacer una detención limpia y no llamar en exceso la atención, sobre todo pensando en que habría muchos niños en la celebración. Pero Chacón reconoció a uno de los funcionarios policiales y salió corriendo. Desde el aire también estaba siendo vigilado por un dron que captó la secuencia de todo el intento de huida. El lugarteniente de Los Lanas se internó por un campo de naranjas, donde trató de ocultarse en uno de los árboles. Pero fue en vano, un agente del GAR (Grupo de Acción Rápida) lo localizó y pistola en mano consiguió que no saliera corriendo de nuevo. Allí fue detenido.

Los investigadores señalan a Chacón como uno de los responsables de la logística de la organización: gestión de embarcaciones, naves y medios para el transporte de la droga desde Marruecos. También lo acusan de tráfico de cocaína porque los Lanas habían dado un salto cualitativo importante y estaban usando la infraestructura del hachís para la introducción de cocaína en la península a través del Guadalquivir.

El pasado mes de julio, la Guardia Civil llevaba a cabo la «operación Llorón» en la que fueron arrestados más de 30 integrantes de la banda de Los Lanas; además se incautaron de cinco toneladas de hachís, dos kilogramos de cocaína, una treintena de vehículos, varias armas de fuego (entre ellas un subfusil Kalashnikov) y más de 100.000 euros en metálico. El operativo se desarrolló en varias provincias andaluzas. Uno de los hermanos Lanas fue localizado en una residencia que tiene en Estepona. Las investigaciones de la Benemérita vincula a la organización sevillana con Abdellah el Haj, más conocido como el Messi del hachís. Palabras mayores en el negocio de la droga.

La primera vez que trascendió el nombre de Los Lanas a la prensa fue en 2017 cuando una operación conjunta de la Guardia Civil y de la Policía Nacional reveló que este clan, con base en Coria del Río, era el responsable de haber introducido más de diez toneladas de hachís en poco más de un mes por el río. Usaban potentes planeadoras que después ocultaban en naves industriales. Esa operatividad les granjeó fama en el mundillo hasta el punto de que uno de los grandes distribuidores de hachís como Abdellah el Haj contrató los servicios de esta banda sevillana, que subió peldaños en el negocio. Cuatro años después de aquella primera gran operación contra Los Lanas, la organización seguía funcionando y los agentes del OCON-Sur tuvieron que volver a descabezarla en julio. Este sábado cortaban un fleco que había quedado suelto.

Ver los comentarios