La Comisión Provincial de Patrimonio declara como BIC el yacimiento de El Lavadero de Marchena
La Comisión Provincial de Patrimonio declara como BIC el yacimiento de El Lavadero de Marchena - C. G.
Marchena

La Comisión Provincial de Patrimonio aprueba la declaración como BIC del yacimiento de El Lavadero

Los valores específicamente históricos y científicos que presenta el yacimiento hacen a este enclave merecedor de una protección singular

C. González
MarchenaActualizado:

La Comisión Provincial de Patrimonio ha considerado informar favorablemente la propuesta del delegado territorial de Cultura, Turismo y Deporte en Sevilla, a solicitud del Ayuntamiento, de incoación de expediente para la inscripción en el catálogo general del Patrimonio Histórico Andaluz como Bien de Interés Cultural (BIC), con la tipología de Zona Arqueológica, del yacimiento arqueológico romano denominado El Lavadero, y delimitar un entorno para su protección.

Los valores específicamente históricos y científicos que presenta el yacimiento hacen a este yacimiento merecedor de una protección singular, y también lo vincula con el mosaico hallado en 1984.

En cuanto al entorno de protección afectado se entiende que, en base a lo establecido en el articulo 28 de la Ley 14/2007, de 26 de noviembre, de Patrimonio Histórico de Andalucía, es un ámbito destinado, por un lado, a promover la contemplación, apreciación y estudio del yacimiento arqueológico y, por otro, a evitar las posibles alteraciones que afecten a sus valores patrimoniales.

El yacimiento romano de El Lavadero se ubica en las afueras del casco urbano de Marchena.

Con los últimos hallazgos del año 2015, acaecidos en el transcurso de una obra cautelada arqueológicamente por la Consejería de Cultura, se pudieron documentar numerosas estructuras que estaban urbanizadas de modo ordenado, y con rasgos monumentales en algunos sectores, constatándose que no se trata de una villa romana como hasta ese momento se suponía, sino de un yacimiento de mayor extensión y entidad patrimonial.

Todos los restos arqueológicos documentados coinciden en un arco cronológico situado entre finales del siglo II a.C. a mediados del siglo V d.C., aunque existen evidencias materiales indirectas que nos sitúan también en el s. VI d.C.

Entre los restos documentados del yacimiento de El Lavadero destacan los siguientes: un acueducto o canal al aire libre de época alto imperial romana; una calzada romana o gran espacio empedrado; restos diversos de otras posibles calles, cimentaciones de muros y pavimentos de mosaico; un gran estanque circular de 44,4 metros de diámetro que, sin duda, constituye el elemento más relevante y excepcional que justifica la presente propuesta de declaración como Bien de Interés Cultural del yacimiento.

De época más moderna, probablemente del siglo XVII o XVIII, se ha hallado un acueducto que cuenta con varios ramales que han sido tenidos en cuenta a la hora de proponer la delimitación del Bien y su Entorno.