Material médico para atender a la duquesa de Alba
Material médico para atender a la duquesa de Alba - r. d.

La duquesa de Alba abandona el hospital y es trasladada a la Casa de las Dueñas

La infección no remite y los antibióticos no hacen efecto, según fuentes médicas a las que ha tenido acceso ABC de Sevilla

Actualizado:

La duquesa de Alba abandona el hospital. Solo 48 horas después de ingresar y por expreso deseo de la enferma y su familia, Cayetana de Alba deja el hospital Quirón Sagrado Corazón para seguir su tratamiento en la Casa de las Dueñas, como han confirmado a ABC de Sevilla fuentes del centro sanitario.

«El soporte en domicilio será dado por el equipo de profesionales que la ha atendido durante su permanencia en el Hospital Quirón Sagrado Corazón así como por el equipo de médicos y de enfermería que venían atendiéndola hasta su ingreso», han añadido desde el centro hospitalario.

En las últimas horas la duquesa de Alba habría experimentado un aumento de los leucocitos, lo que indicaría que los antibióticos no le hacen efecto y que el desenlace de la situación depende solo ya de la fortaleza de la paciente, según fuentes médicas.

La paciente y la familia pidieron el traslado a Dueñas desde el hospital

Antes del traslado llegaba a Dueñas dos bombonas de oxígeno, una cama plegable de hospital, material médico como gasas y guantes... Las personas que allí estaban -una decena de curiosos y otros tantos periodistas- han podido ver cómo todos ese instrumental médico entraba en la Casa.

Horas antes de la llegada del material médico las puertas de palacio se abrían pero para que salieran de él familiares de la duquesa de Alba. Dos de sus hijos- Eugenia, duquesa de Montoro y Fernando, marqués de San Vicente del Barco- y su marido, Alfonso Díez, dejaban Dueñas en dirección al centro hospitalario donde la aristóctrata está ingresada desde el pasado domingo. Todos ellos han vuelto ya a Dueñas.

Esta tarde también se recibía en Dueñas la visita del hermano mayor de la hermandad de los Gitanos, José Moreno, quien solo ha permanecido unos minutos en el interior del palacio.

Mientras, en el hospital Quiron Sagrado Corazón el primogénito de Cayetana de Alba, el duque de Huéscar, reconocía esta tarde que el estado de su madre es «delicado». Aún así han preferido llevarla a casa, para evitar que siga en el hospital más de lo estrictamente necesario.