Socios de una caseta de la Feria de Abril disfrutando de la noche del «pescaíto»
Socios de una caseta de la Feria de Abril disfrutando de la noche del «pescaíto» - Efe
Feria de Abril de Sevilla 2019

¿Cómo ser socio de una caseta en la Feria de Abril de Sevilla?

Pertenecer a una caseta pude suponer un desembolso anual de entre 600 y 12.000 euros

Feria de Abril de Sevilla 2019: Todo lo que hay que saber

SevillaActualizado:

La mejor forma de disfrutar de la Feria de Abril es siendo socio de alguna de las más de mil casetas que dan cuerpo al real de Los Remedios. Para ello, hay diversas opciones, pero todas pasan por abonar el precio o las cuotas necesarias para hacerse socio de una caseta.

De entrada, todas las casetas privadas están constituidas o como asociación o bajo la persona de un titular, que deben estar reconocidos como tales por el Ayuntamiento de Sevilla. En el primero de los casos, estas suelen pertenecer a grupos de amigos o familiares que deben estar registrados y que tienen unos estatutos que regulan la admisión de nuevos socios.

Normalmente, la entrada de nuevos socios a una caseta se produce cuando alguno de los habituales se da de baja y deja hueco. Hay que tener en cuenta, además, que los derechos de un socio de una caseta pueden heredarse de padres a hijos.

Al ser la mayoría de las casetas familiares o de amigos de un solo módulo, estas suelen reunir a entre veinte y treinta familias como mucho.

Generalmente, la entrada de un nuevo socio en una caseta de la Feria de Sevilla conlleva hacer frente a una cantidad en concepto de ingreso, que suele estar establecido en los estatutos. Además hay que abonar, como todos los demás socios, una cuota anual, que se pueden pagar de una vez o en diversas mensualidades.

El mayor gasto

La cuota anual de una caseta de la Feria de Abril puede oscilar entre los 600 euros, los más bajos, y los 12.000 euros, los más altos y gran lujo, que suelen incluir, estos últimos, los gastos de consumiciones de los socios, que no abonan nada en la barra.

Pero estos casos son excepcionales, ya que en la mayoría de las casetas, las cuotas de los socios están destinadas a pagar el mantenimiento de lonas, pañoletas y mobiliario, así como el montaje de la estructura. El mayor gasto, con todo, es el abono de las tasas municipales por la concesión administrativa de la caseta.

Por tanto, en la mayoría de las casetas los socios abonan la comida y la bebida que consumen, salvo la cena del «pescaíto» con la que arranca la Feria la noche del «alumbrao». Habitualmente, los socios cuentan con talonarios de tickets con los que hacen frente a estos gastos y que pueden adquirir con un descuento exclusivo para los socios que no se aplica a los invitados.