«Zona de fumadores» de la Sala Coliseo que ha sido habilitada como terraza de verano en Sevilla
«Zona de fumadores» de la Sala Coliseo que ha sido habilitada como terraza de verano en Sevilla - ABC

Clausuran una terraza «latina» ubicada en un local anteriormente precintado en Nuevo Torneo

Casualmente hace ahora un año fue cerrada otra discoteca en el mismo emplazamiento por circunstancias similares

SEVILLAActualizado:

La Policía Local clausuró en la pasada madrugada una terraza de verano anexa a la discoteca Coliseo en la calle Palenteología, en Torneo Parque Empresarial. La sala carecía de licencia para el desarrollo de esta actividad -sí tenía para el interior del local- y que contaba con DJ, zona de cachimbas e, incluso, una piscina.

Cabe recordar que en el mismo local también fue clausurada hace ahora un año otra discoteca -Suite- tras reiteradas denuncias de los vecinos de San Jerónimo, lugar hasta el que retumbaba la música; aunque los propietarios de dicha sala no guarden aparente relación con los actuales. Ambas salas están anunciadas en diversas páginas como «discotecas latinas».

Uno de los socios de la Sala Coliseo, Juan Cala, afirma tener licencia para discoteca «de invierno» y reconoce que «hemos habilitado la zona de fumadores como terraza de verano, sin permiso para tal actividad, al igual que hacen todas los locales de Sevilla».

«En la zona de Nuevo Torneo hay aproximadamente unas catorce discotecas, la mayoría de ellas latinas, y es esta competencia quien principalmente inicia el cruce de denuncias», señala el empresario.

Por último, el propietario de la sala afirmaba que «ya tengo toda la documentación en manos de mi abogado y pensamos reclamar esta medida y denunciar al resto de discotecas de la ciudad si es necesario porque se ha generado un agravio comparativo».

Una web que se anuncia como «la plataforma y comunidad más grande de ocio nocturno» publica a menudo fotografías de las fiestas de esta discoteca. Las imágenes más recientes de esta terraza son del pasado 14 de julio.

Una vez en el interior, los agentes pudieron comprobar cómo a través de dos pequeñas puertas de apenas 50 centímetros se accedía a una terraza de verano anexa a la discoteca de unos 300 metros cuadrados de superficie. En ella se encontraban unas 50 personas y contaba con una zona de cachimbas e, incluso, una piscina.

Asimismo, la Policía Local comprobó que, además de carecer de licencia para esta actividad, la terraza tenía en funcionamiento una mesa de mezcla, dos ordenadores y un limitador sin funcionar, por lo que no se evitaban los altos niveles de ruido.

Así las cosas, los agentes procedieron al desalojo de la terraza y a su clausura, denunciaron las infracciones detectadas y comprobaron que la discoteca sí tenía licencia y que reunía todos los requisitos exigidos para ejercer la actividad, por lo que permitieron que continuara abierta.