Pancartas en el pleno de Sevilla contra la tala llevada a cabo por la Delegación de Parques y Jardines
Pancartas en el pleno de Sevilla contra la tala llevada a cabo por la Delegación de Parques y Jardines - Rocío Ruz

Ecologistas interrumpen el pleno del Ayuntamiento de Sevilla en protesta por la tala de áboles

Una decena de personas con pancartas interrumpen a los portavoces municipales

SEVILLAActualizado:

Las actuaciones de apeos de árboles que la Delegación de Parques y Jardines está llevando a cabo en la ciudad hispalense ha centrado el pleno monográfico del Ayuntamiento de Sevilla sobre el estado de la ciudad. Hasta en seis ocasiones una decena de personas han interrumpido las intervenciones de los portavoces municipales.

Perfectamente organizados, desde que comenzó el pleno a las diez de la mañana, han paralizado la celebración del pleno cada quince minutos. Con pancartas y a voz en grito: «¡No a la tala!», han sido desalojados de forma pacífica por agentes de la Policía Local.

Antes del comienzo del pleno unas 70 personas, según fuentes de la Policía Nacional, se han manifestado a las puertas del Ayuntamiento en protesta por las talas. Un portavoz de la plataforma ciudadana «Salva tus árboles de Sevilla» ha leído un manifiesto en el que reclaman «la parada inmediata de la tala masiva e indiscriminada y la publicación del informe completo sobre el estado general del arbolado de Sevilla».

El director de Parques y Jardines, Adolfo Fernández, ha vuelto a defender la intervención del Ayuntamiento y ha destacado «la especialización y profesionalidad de los funcionarios de Parques y Jardines». Ha reiterado que los árboles que se han talado estaban en un nivel 4 por riesgo de desplome. Fernández espera que hoy terminen los trabajos de apeos tras el sabotaje de una grúa perpetrado en la madrugada del miércoles en la avenida de Cádiz. Finalmente, de los 18 árboles que estaban previstos talar se han salvado dos ejemplares.

Adolfo Fernández ha explicado que «los árboles que fueron diagnosticados en mal estado han sido reevaluados por los técnicos de Parques y Jardines y tienen su correspondiente informe individualizado». Igualmente, ha reiterado «la transparencia» de la Delegación de Parques y Jardines y las asociaciones que participan en la Mesa del Árbol han sido informadas en varias reuniones.

Adolfo Fernández ha recordado que hace tres años se tuvieron que talar 600 pinos en mal estado. «Este tipo de actuaciones son muy desagradables pero debemos realizarlas para no poner en riesgo la integridad física de las personas». Asimismo, ha señalado que el verano es la mejor época para realizar los apeos, ya que permite realizar las posteriores plantaciones en la campaña de otoño.

Ante las críticas de ecologistas que aseguran que hay otras alternativas a las talas, el director de Parques y Jardines ha indicado que «se pueden desmochar los árboles y quitarles todas las ramas y dejar sólo el tronco pero luego le salen ramas largas y más débiles que no nacen de las raíces y se agrava el peligro de desplome porque son árboles ya sin futuro». En la Delegación de Parques y Jardines trabajan diez funcionarios «independientes, que se encargan de la gestión del arbolado de la ciudad».

Recurso de reposición

El Grupo Municipal de Izquierda Unida ha presentado este jueves un recurso de reposición contra los últimos contratos adjudicados por el gobierno local a varias empresas, por la vía de emergencia, para apear centenares de árboles situados en diferentes calles de la ciudad, al considerar que tales actuaciones «no se ajustan a Derecho» y que este proceso se encuentra plagado de irregularidades.

El portavoz municipal de IU, Daniel González Rojas, ha explicado que el objetivo de este recurso es intentar frenar el «arboricidio» que el gobierno de Espadas está ejecutando en la capital de forma «absolutamente oscurantista» y en función de criterios bastante cuestionables, tanto desde un punto de vista legal como medioambiental.

En concreto, lzquierda Unida solicita la resolución de cuatro contratos para apear 329 árboles en el plazo de 15 días, que sumarían un importe cercano a los 90.000 euros y que han sido adjudicados con carácter de emergencia y sin tramitar expediente alguno. Igualmente, IU pide la adopción de las «medidas cautelares oportunas destinadas a evitar la tala indiscriminada de ejemplares prevista hasta que no se resuelva el presente recurso».