Presentación del libro coordinado por Fernando Jáuregui este martes en Cajasol
Presentación del libro coordinado por Fernando Jáuregui este martes en Cajasol - J. M. Serrano

Fernando Jáuregui: «Hoy es un día para homenajear a los periodistas andaluces de la Transición»

La Fundación Cajasol ha acogido este martes la presentación del libro «Los periodistas estábamos allí para contarlo»

SevillaActualizado:

«Los periodistas estábamos allí para contarlo. Ciento cincuenta de los más importantes periodistas y fotoperiodistas de España se asoman al último medio siglo de Historia de nuestro País» es el título del libro coordinado por Fernando Jáuregui presentado este martes en la Fundación Cajasol como homenaje a los periodistas andaluces de la Transición.

El presidente de la Fundación Cajasol, Antonio Pulido, fue el encargado de dar la bienvenida a los asistentes «justo cuando se acaban de celebrar los 40 años de la Constitución es importante contar con los periodistas de la Transición», dijo. El debate contó con la moderación del presidente de la Asociación de la Prensa de Sevilla, Rafael Rodríguez, quien destacó, que en el libro aparece el testimonio de un once por ciento de periodistas andaluces, «la mayoría de los cuales estaban en Madrid» y enumeró algunos como Carlos Herrera, que se encontraba en la sala.

Fernando Jáuregui recordó que el libro —que reúne en 480 páginas el testimonio de un centenar de periodistas y cincuenta fotoperiodistas que fueron testigos de la Transición— ya había sido presentado incluso en el Congreso, aunque el de este martes se trataba del último acto de presentación, «un día en el que vamos a homenajear a los periodistas andaluces de la Transición». «Estábamos allí para contarlo y hemos buscado a periodistas que hicieran periodismo presencial y que hayan ejercido su profesión de manera constante», dijo.

El coordinador de la publicación subrayó que «la narración es tan importante como los hechos, y los periodistas lo hemos narrado», dijo. Para señalar después que, «quizás estamos en una segunda transición y seguramente habrá que buscar a alguien como Adolfo Suárez», dijo. Se mostró crítico con el periodismo actual, en el que «se ha perdido el periodismo presencial y estamos en el periodismo Google. No estamos allí para contarlo», añadió para referirse al estado actual de la profesión.

A continuación el director de ABC de Sevilla, Álvaro Ybarra, comentó que en la Transición «Andalucía jugó un papel fundamental y fue el factor de estabilización de España». Recordó que «este libro es un acto más que histórico, de justicia histórica», y ante la situación actual del periodismo —que protagonizó gran parte del debate— fue quien rompió una lanza por las generaciones de jóvenes periodistas «con gran preparación y capacidad tecnológica», ante una situación acuciada por la crisis económica y del sector de los medios.

Fue el fotoperiodista Pablo Juliá quien destacó que «todos los políticos de hoy tienen cuatro o cinco años antes o después de la muerte de Franco. Los líderes de hoy no se han educado en la situación en la que lo hicimos nosotros», recalcó refiriéndose a la situación actual. «Antes había que negociar muchas cosas porque veníamos de un mundo donde había que pedir permiso», dijo.

El director de Diario de Sevilla, José Antonio Carrizosa, señaló cómo durante la Transición se produjo un fenómeno en el que «los periodistas y los políticos van juntos en la lucha por los derechos sociales. El periodismo va como vanguardia porque abre los caminos de la libertad», dijo.

Se habló de las portadas de ABC, del papel de El Correo de Andalucía durante la Transición, el de las mujeres periodistas, o de cómo ésta se vivió diferente en Madrid o en las provincias. El debate contó también con las intervenciones de los expresidentes de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves y José Rodríguez de la Borbolla, el delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, el alcalde de la ciudad, Juan Espadas o el consejero de Presidencia, Elías Bendodo. Los derechos de autor de la obra irán destinados a Médicos sin Fronteras.