La Guardia civil no detiene a los coches multados

ABC/
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Los agentes de la Guardia Civil de Tráfico no detendrán a los vehículos que infrinjan el límite de velocidad en el Puente del Quinto Centenario para la identificación del conductor, de conformidad con lo previsto en el artículo 77 del Real Decreto Legislativo 339/1990, de 2 de marzo por el que se aprueba el Texto Articulado de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial. No obstante, Tráfico advierte a los conductores, a través de los paneles de señalización variable, de la existencia de controles de velocidad, consistentes en cuatro cinemómetros situados a la salida y entrada del puente, en ambos sentidos. El procedimiento sancionador se incoa de oficio en virtud de lo establecido en el artículo 3 del Reglamento sobre Procedimiento Sancionador en Materia de Tráfico, Real Decreto 320/1994 de 25 de febrero, en su redacción vigente); dirigiendo primero una notificación al titular del vehículo para que identifique al conductor responsable de la infracción y advirtiendo que si incumple esta obligación en el trámite procedimental oportuno será sancionado como autor de una falta grave y cuya sanción se impone en su máxima cuantía.