Rascacielos de CaixaBank, bautizado como Torre Sevilla JUAN FLORES
SEVILLA

Las empresas Ayesa y Óptima, nuevos inquilinos del rascacielos de Sevilla

Se mudarán en marzo y ocuparán 5.000 de los 52.000 metros cuadrados construidos de la Torre Pelli

SEVILLAActualizado:

Las empresas sevillanas Ayesa y Óptima han firmado contratos de alquiler para mudarse al rascacielos de la Cartuja, donde ocuparán 5.000 de los 52.000 metros cuadrados construidos de la Torre Pelli. La ingeniería Ayesa ocupará 3 de las 39 plantas de la Torre Pelli, propiedad de CaixaBank a través de Puerto Triana. Ayesa trasladará a ese edificio más de trescientos trabajadores de la antigua Sadiel que compró hace cuatro años (hoy Ayesa Advanced Technologies) y que ahora están en unas oficinas del Estadio Olímpico, según ha comunicado a sus propios empleados la ingeniería que fundó José Luis Manzanares.

Ayesa, que ha participado en la ingeniería y dirección de obras de la Torre Pelli desde un principio, ocupará las plantas 9, 10 y 11 del rascacielos, bautizado como Torre Sevilla, donde hará uso de unos 4.300 metros cuadrados, han indicado fuentes consultadas por ABC.

José Luis Manzanares ha declarado esta mañana a ABC que se mudarán al rascacielos a lo largo del primer trimestre de 2016. «Trasladaremos allí a 300 de los 1.500 empleados de la consultora Ayesa Advanced Technologies. El resto del personal se quedará en el edificio de Ayesa en la Cartuja y Vega del Rey». El grupo Ayesa, con 3.800 empleados, 1.500 de los cuales están en el extranjero, factura 240 millones de euros anulaes y trabaja en más de 50 países. Tiene servicios de ingeniería civil y arquitectura, consultoría y outsourcing, ingeniería y construcción industrial, aeronáutica y defensa, instalaciones TIC y smart solutions.

Por su parte, Óptima ha alquilado 620 metros cuadrados de oficinas de la Torre Pelli, donde tiene previsto instalar su nuevo centro de investigación y desarrollo, así como parte del equipo de operaciones global en la planta 4 de la torre. Óptima es una multinacional española, tecnológica, de desarrollo de plataformas de juego digital online y presencial. Fue fundada por su actual CEO, el sevillano Jacob López Curciel, y cuenta con clientes y operaciones en varias decenas de países en Africa, América, Europa y Asia. En este caso destaca que la compañía ha decidido instalar su centro de investigación y desarrollo y parte de la gestión de operaciones globales en Sevilla, sumándola al «cuartel general» de la compañía situada en las emblemáticas Torres de Hércules del Campo de Gibraltar y a las sedes de Belgrado, República Serbia, y Londres (Reino Unido), donde el grupo cuenta con presencia.

Aunque más de setenta empresas se mostraron interesadas en instalarse en la torre Pelli, hasta ahora pocas han firmado el contrato de alquiler El precio medio que en 2015 pedía CaixaBank por tener las mejores vistas de Sevilla eran 15 euros el metro cuadrado y mes, aunque el precio varía según el contrato.

En estos momentos sólo hay tres empresas ubicadas en el rascacielos y las tres pertenecen a CaixaBank. Esas compañías, que se mudaron el pasado verano, ocupan la primera planta de Torre Sevilla. Se trata de Puerto Triana, propietaria del edificio y cuyas acciones son 100% de CaixaBank; Sumasa (Suministros Urbanos y Mantenimiento) y Building Center, inmobiliaria del citado banco y promotora del rascacielos.

Durante los próximos diez años se ocupará de la comercialización de la Torre Pelli la empresa Servihabitat, participada por La Caixa y gestora exclusiva de sus activos inmobiliarios. En cuanto a la distribución del rascacielos en sus 39 plantas, las primeras cuatro serán para oficinas de un mínimo de 250 metros cuadrados. De la planta 4 a la 24 serán oficinas de entre 1.300 y 1.500 metros cuadrados. El hotel de la Torre Sevilla ocupará las plantas 25 a la 37. En la página 37 irá un mirador panorámico, explotado por el hotel. Las dos últimas plantas son técnicas y no se consideran útiles a efectos de comercialización.

En lo que se refiere a las oficinas, Servihabitat pretendía alquilar plantas enteras, que tienen entre 1.500 metros cuadrados y 1.300 metros (cuanto más arriba menos espacio tienen las plantas). Como la mayoría de las empresas interesadas en el rascacielos han solicitado módulos de entre 200 y 600 metros cuadrados, Servihabitat ha cambiado su plan de comercialización. Para atender esa demanda, Servihabitat ha puesto a disposición de los inquilinos espacios a partir de 250 metros metros cuadrados entre las plantas 1 y 4 del inmueble. Así pues, el alquiler mínimo de 250 metros cuadrados ronda los 3.750 euros al mes.

Las plantas 5 a la 24 están pensadas para un solo inquilino. El alquiler de esas plantas oscilará entre los 18.000 y 22.500 euros al mes, según el tamaño de la misma. Las plantas 1 a la 20 admiten una densidad máxima de 100 trabajadores. De la 21 a la 24 la densidad se reduce a 87 personas.