Juan Ignacio Zoido saluda a Antonio Moreno Andrade en presencia de Antonio Sanz
Juan Ignacio Zoido saluda a Antonio Moreno Andrade en presencia de Antonio Sanz - Juan Flores
Despedida del representante del CGPJ en Andalucía Occidental

El juez Antonio Moreno Andrade cuelga la toga para jubilarse

«Somos la última esperanza del ciudadano ante lo injusto», reivindica el magistrado en su despedida a la que han acudido el ministro Zoido y la plana mayor de la judicatura

SEVILLAActualizado:

La plana mayor del mundo judicial ha querido estar presente en el homenaje a Antonio Moreno Andrade que se jubilará el próximo día 11 de diciembre cuando cumpla los 72 años. Desde el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, al presidente del TSJA, Lorenzo del Río, pasando por el delegado del Gobierno, Antonio Sanz, el portavoz del PP en el Ayuntamiento, Beltrán Pérez, jueces, fiscales, abogados, notarios... Han sido muchos, aproximadamente unas 350 personas, los que acudieron a la comida con la que el jurista dice adiós a su carrera como juez y en la que se guardó un minuto de silencio por el que recién fallecido fiscal general del Estado, José Manuel Maza.

Acompañado de su mujer, Margarita Odero y sus hijos Borja y Álvaro, Moreno Andrade aprovechó su discurso para lanzar un mensaje a sus compañeros togados a quienes recordó que, pese que atraviesan uno de los momentos más críticos de su carrera, son «la última esperanza del ciudadano ante lo injusto». «Seguid en esa lucha.Sois tan fantásticos que sólo pedís medios para una mejor Justicia. Es un orgullo ser juez español», proclamó el juez que también hizo un alegato de la independencia judicial recordando que sus únicos dueños «son los que esperan impacientes» sus decisiones.

El magistrado, cuyo discurso estuvo plagado de la guasa chiclanera como cuando dijo que el BOE declarará su «obsolencia», citó la máxima de Fernando Villalón «el mundo se divide en dos partes: Sevilla y Cádiz» para proclamar también su amor por la capital hispalense. «Sevilla me ha dado lo que soy, lo que tengo, con una generosidad sin límites», recalcó.

De izquierda a derecha José Manuel Holgado, Antonio Moreno Andrade, Juan Ignacio Zoido, José Joaquín Gallardo y Antonio Sanz
De izquierda a derecha José Manuel Holgado, Antonio Moreno Andrade, Juan Ignacio Zoido, José Joaquín Gallardo y Antonio Sanz - JUAN FLORES

No quiso Moreno Andrade hablar de las administraciones públicas. Sin olvidarse de sus compañeros los jueces de la Audiencia, hizo especial hincapié en acordarse de los servidores anónimos de la Justicia, como el guarda de la entrada del edificio de la Audiencia, el conductor, la estanquera, la cuidadora de la biblioteca o la escuadra de limpiadoras que ha permanecido tanto tiempo siendo amigas suyas. Fue un discurso que arrancó los aplausos de sus compañeros y en el también se anunció que, en unos días, el juez comenzará a ejercer como abogado en un despacho.