Vídeo: Prisión provisional sin fianza para Ángel Boza (ATLAS) / Ángel Boza, durante la firma en los juzgados - Raúl Doblado

El juez ve riesgo de reincidencia y fuga en el miembro más joven de La Manada

Dice en el auto que huyó en su coche «con auténtica violencia» y destaca que lesionó a un vigilante

SevillaActualizado:

Un vigilante de seguridad se dirigió al detenido-investigado a través de la ventanilla del vehículo que conducía para que se detuviera y ante ello hizo caso omiso acelerando violentamente y dando un volantazo llegando a invadir el carril contrario del parking».

Este párrafo forma parte de los hechos descritos en el auto de prisión, al que ha tenido acceso ABC, de Ángel Boza, uno de los cinco miembros de La Manada, que ingresó el jueves por la noche en la cárcel.

Veinticuatro horas antes había robado unas gafas de sol de El Corte Inglés de la plaza del Duque, en pleno centro, y se había dado a la fuga en su coche, sin parar cuando se lo pidió el guarda de seguridad. Con el volantazo que dio llegó a «impactar en el costado del cuerpo del vigilante ocasionándole lesiones», asegura.

Las gafas Oakley que había robado valen 148 euros y al guarda que intentó frenarlo le causó lesiones leves en la pared abdominal. Boza, conocido como el aspirante de La Manada, fue detenido poco después por la Policía Local de Sevilla. El magistrado le imputa un robo con violencia, castigado con entre dos y cinco años de cárcel.

Sin suspensión de pena

«No es un delincuente primario y tiene antecedentes penales por delito contra la propiedad, entre otros delitos». En caso de ser condenado por el robo de las gafas no cabría la suspensión de la pena, debido a esos antecedentes.

«Tiene las características propias de la reiteración delictiva (...) y por otro lado existe un peligro cierto de elusión de la acción de la justicia», señala el auto. No solo se da ese riesgo de que huya por la citada reiteración y la alta pena, sino también por el hecho de que Boza ha ido sumando delitos y al acumular causas pendientes esa posibilidad se incrementa a su juicio. El último argumento al que recurre el juez es el de la propia peligrosidad del detenido.

La nueva medida ya ha sido comunicada a la Audiencia de Navarra, aunque no es previsible que tenga ninguna repercusión en el caso de los abusos. A partir del día 10 el juez de Sevilla empezará a tomar declaraciones.

Los otros miembros

Ayer precisamente, como todos los lunes, miércoles y viernes desde que obtuvieron su libertad provisional, tuvieron que presentarse en los juzgados de Sevilla los demás miembros de La Manada. Esta es, como se sabe, una de las medidas cautelares adoptadas por la sala segunda de la Audiencia de Navarra para excarcelarlos mientras se resuelven los recursos presentados contra la sentencia que los condenó a 9 años de prisión por abuso sexual de una joven durante los Sanfermines de 2016.

El militar Alfonso Jesús Cabezuelo fue el primero en hacerlo, seguido de Jesús Escudero, el peluquero, que aseguró que no ha hablado con Ángel Boza, que ayer pasó su primer día en prisión, pues bastantes problemas tiene ya con los suyos «como para atender a los problemas de los demás», señaló, sin hacer ningún comentario más al respecto. Tampoco lo hicieron Antonio Manuel Guerrero, el guardia civil, y José Angel Prenda.