Javier Landa y María Jesús Montero
Javier Landa y María Jesús Montero - ABC

Landa: «Es una buena noticia para la Zona Franca que la ministra de Hacienda sea sevillana»

El recinto fiscal tiene todavía pendiente al ampliación del perímetro, que sólo está a expensas de la firma del nuevo titular del Ministerio

SEVILLAActualizado:

La designación de María Jesús Montero como ministra de Hacienda ha supuesto una inyección de optimismo al delegado especial del Estado para la Zona Franca de Sevilla, Javier Landa, que ya prepara su marcha. Su origen y el conocimiento que tiene del proyecto la convierten en la mejor candidata para agilizar la tarea pendiente dentro del abanico de opciones que tiene el flamante presidente de España, Pedro Sánchez.

«Partimos de la certeza de que la Zona Franca no se va a paralizar por esto. Es un proyecto de la ciudad y del Ministerio de Hacienda e iba a seguir adelante fuera quien fuera el nuevo ministro», señala Landa. Sin embargo, no oculta la satisfacción por la elección, dado que Montero «es sevillana, conoce bien el tema y lo que queda pendiente en el recinto fiscal». Esta tarea tiene aún dos hitos por superar, el primero es la obtención definitiva del recurso financiero, que está recogido en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) y el segundo, la ampliación del perímetro hasta el polígono Astilleros, que únicamente depende de la firma de la nueva titular, pues «Aduanas no ha puesto ningún impedimento a esta petición», ha aclarado.

La iniciativa que partiera del Ayuntamiento de Sevilla a principios de 2013 ha recorrido un larguísimo camino hasta que comenzara a funcionar como recinto fiscal. Lo hizo el pasado mes de septiembre con el cierre del vallado, la instalación de las garitas de seguridad y la incorporación de los agentes de la Guardia Civil para su custodia. El siguiente paso fue la adaptación del sistema contable de las empresas al de la Dirección General de Aduanas para la fiscalización del estocaje para comenzar a disfrutar de esas ventajas fiscales.

«El trabajo ya está completo. Cuando llegué planteamos un proyecto para que la Zona Franca tuviera un modelo económico y empresas potentes que atrajeran a más compañías», asegura el delegado especial del Estado. Siempre ha defendido que lo uno no era posible sin lo otro y ha procurado que el enclave sea un polo de atracción de empresas del sector industrial y logístico. Durante su etapa, que apenas ha durado tres años, ha logrado dos instalaciones en firme, acompañadas de generosas inversiones, como la de la farmacéutica VIR, que ha anunciado un desarrollo de 20 millones de euros. A ella le ha seguido Inglés Steel, que levantará una planta de reciclaje de materiales metálicos. Precisamente ambas tienen ya la carta de compromiso redactada que debe ir al próximo comité ejecutivo del Consorcio, aunque tal vez para entonces ya no sea Landa quien las entregue.

Sobre su futuro, ha asegurado que «no le preocupa». Landa estaba en excedencia de la Universidad de Sevilla, donde es catedrático en el departamento de Conocimiento Comercialización e Investigación de Mercados de la Facultad de Ciencias Económicas. De su sucesor dice esperar «la misma dedicación a tiempo completo que yo he tenido» y todavía sin conocer quién será asegura que «lo tendrá a su disposición para cualquier asunto».