Una vecina señala el deterioro de la Muralla de La Macarena - ABC

#MacarenaABC: indigentes, inseguridad y suciedad, las tres cruces del distrito Macarena

Más 300 comentarios en redes sociales con #MacarenaABC reflejan las preocupaciones de los vecinos de este barrio

Actualizado:

Desde las redes sociales de ABC de Sevilla hemos comenzado un serial llamado ‘Tu barrio’. Tú, que vives en La Macarena, El Porvenir, Santa Clara o Bami, eres el protagonista. Iremos preguntando barrio por barrio qué mejorarías y qué le falta a tu zona. Este serial parte desde el distrito Macarena y puedes encontrar las reacciones buscando #MacarenaABC en redes sociales. Los vecinos de este arrabal son unánimes: los indigentes, la inseguridad y la suciedad en la calle son sus quebraderos de cabeza.

Indigentes e inseguridad

«Hay pocas instalaciones infantiles, y las que hay están llenas de personas consumiendo alcohol y drogas, o en el mejor de los casos los desechos que abandonan», aseguran ‘Vecinos afectados albergues Macarena’. Mercedes Gallego pide «reubicar las 300 plazas de albergue y mejor vigilancia del consumo y venta de estupefacientes en la zona de Don Fadrique-Perdigones-Parlamento». Judit, reitera la necesidad de limpieza y de eliminar la violencia que hay entre la gente que vive en el Pumarejo. Inma NG, por su parte, habla de erradicar el consumo de drogas en la calle y señala también a los albergues: «concentrados en una misma zona es un error, no están bien atendidos».

Desde el perfil @DistritoVecino aprovechan para proponer «iluminar bien y colocar bolardos para evitar que se pernocte y haya incidentes en el Pasaje Adelantado» y alerta de que «se protejan de los gorrillas los centros educativos». Isabel Ramírez no se anda con rodeos «decimos mierda de perros pero no decís que también hay gente que se caga, mean, escupen y tiran colillas». Por su parte Lola León se lamenta del estado de la zona de la Hermandad del Trabajo sobre todo la más cercana a Begoña. «gente vomitando por las borracheras, orinando en los rincones y los árboles, metiéndose en los portales para drogarse, peleas con golpes, insultos, gritos y hasta hombres maltratando a mujeres he visto».

«En poco tiempo me han dado dos asaltos. El primero me robaron el móvil y hace una semana en la parada del 1 me dieron un tirón del bolso, me tiraron y me arrastraron todo lo que quisieron».

María Valencia relata un desagradable suceso: «en poco tiempo me han dado dos asaltos. El primero me robaron el móvil y hace una semana en la parada del 1 me dieron un tirón del bolso, me tiraron y me arrastraron todo lo que quisieron». Anabel Robles confiesa que le da «miedo de salir a ciertas horas», y no es la única. En la misma línea Inma NG propone que instalen una comisaría en el Centro Cívico Hogar de San Fernando «para compensar el incivismo e inseguridad que sufrimos los vecinos... ».

La suciedad

Casi todos los vecinos que nos han escrito coinciden en lo mismo «da verdadero asco andar por las calles». Julia Sánchez asegura que «la gente que busca en las basuras deja todo tirado por el suelo, y no hablemos de las heces de los perros. Hay ratas cómo gatos y todo es por la suciedad». María Dolores Perea se pregunta ¿qué hacen los de Lipasam? «Yo los veo por mi barrio o montados en sus bicis o mirando mapas o hablando por el móvil. Son señores muy mayores para estar en las calles, poned gente joven y ¡más vigilancia para ver que hacen tu tarea bien!».

«Una pasada cómo se pasean las ratas por todo el barrio», cuenta con sorna María de los Reyes. Se une a la hipérbole Rosario Medina, vecina del Parque de los Perdigones: «no se puede dejar ni una rendija abierta, cualquier día nos la encontramos por el pasillo de casa». También alerta de que cualquier día hay un susto de una mordida a un niño en el parque.

Con el tema de los orines Esperanza González pide que se sancione a los responsables como en otras zonas de Sevilla: «en la Alameda te multan por orinar en la vía pública y aquí no, ¿somos diferentes? ¿O inferiores?». Lola Rubio por su parte propone esta medida: «sería muy oportuno poner urinarios como hace años, pues da asco el olor a orines corrompido».

El nulo civismo de los dueños que no recogen las deposiciones de sus perros tiene harto a todo el vecindario. Por ejemplo, @Gundilozano desea salir «a la calle y no tengas que saltar las mierdas de perros». Cinthya Ortega se queja de que los niños no pueden ir arrastrando el carrito de la mochila sin que tengan que tener miedo de ensuciarse. María José Capilla piensa en las personas con movilidad reducida o discapacitados: «¿han pensado en los invidentes? O ¿cómo tiene que ser el día a día para una persona que se desplaza con un bastón? Si ya es difícil viéndolas, esquivarlas..».

Maica Díaz, que se presenta como ‘sevillana perruna’, se conforma con que «llevaran, como en otras ciudades, una botella con agua y detergente para echarla en los pipís», pero para erradicarlo del todo hay unanimidad: multar a los dueños. Toñi Gamiz pide un impuesto a todos los dueños, «para costear los gastos que puedan llevar». La Asociación Esparcimiento Canino Sevilla piden una zona específica para perros en el Parque de los Perdigones, medida que apoyan numerosos vecinos.

Otras propuestas

Giraldillo mira por las zonas verdes del barrio y pide árboles con sombra frente a la Basílica. Vicente alerta de que la Muralla de la Macarena «se cae a pedazos. Hay que conservar y mantener el patrimonio de la ciudad», al igual que piden reparar el paseo del río e instalar vallas: “el día que un niño caiga al río nos escandalizaremos”, augura Francisco Prieto.

Víctor García apuesta por «acondicionar la fábrica de vidrio de avenida Miraflores con biblioteca, centro cívico, parque, instalaciones deportivas y culturales». Al igual que Caridad Ordoñez que piensa en el verano de los más pequeños: «actividades con agua para que los niños se puedan divertir» y «parques con columpios, que por la zona del parlamento no hay nada», solicita Inmaculada Atienza.

Por último, Maribel Blandón reclama zonas deportivas para mayores: «nos cerraron la piscina Virgen de los Reyes, con la promesa de volverla abrir y se la están dejando caer, opción para hacer ejercicio y que se nos ha negado». Carmen Domínguez clama por para máquinas para que las personas mayores hagan gimnasia en León XIII.