Rafael Carmona muestra el espacio que se venderá
Rafael Carmona muestra el espacio que se venderá - Rocío Ruz
Urbanismo

El Puerto de Sevilla inicia la transformación de La Raza con la subasta de parcelas

Presenta el Plan Especial ante la Gerencia de Urbanismo para enajenar ese suelo en el que se pondrán asentar empresas tecnológicas, de servicios y hoteles

SevillaActualizado:

La avenida de La Raza cambiará por completo su fisonomía en los próximos años con el desarrollo de todas las parcelas que se encuentran en la acera oriental -la que está pegada al barrio de Reina Mercedes- y la rehabilitación y puesta en servicio de las naves regionalistas y tinglados de 1929 que ocupan toda la occidental. El punto de partida de este proyecto transformador es la enajenación de 165.698 metros cuadrados de terreno que es propiedad de la Autoridad Portuaria de Sevilla y que saldrá a subasta antes de final de año.

Esa es la previsión del presidente de la institución gestora, Rafael Carmona, quien ha presentado este miércoles ante la Gerencia de Urbanismo del Plan Especial para la integración en la ciudad de este suelo, en el que hoy se asientan concesionarios de coches, un supermercado y hasta una gasolinera. El futuro de este espacio es convertirse en un polo de empresas tecnológicas y de servicios, que podría albergar también la instalación de hoteles, como ha comentado el responsable tras la reunión del consejo de administración del Puerto.

El mencionado Plan Especial, correspondiente al suelo ARI-DBP-08, tiene reconocidos en el PGOU usos terciarios, lo que «encaja con lo que tenemos previsto y no conllevaría ninguna modificación parcial», ha asegurado, evitando así el larguísimo trámite que han tenido que superar otros proyectos como Sevilla Park.

Este plan establece «el desarrolo urbanístico de la zona de forma progresiva y divide la ejecución en dos unidades: una ocupará el 40 por ciento de la superficie total y la otra el 60 por ciento, ambas con sus dotaciones complementarias como viarios y zonas verdes. Una vez que se haya tramitado el documento que ya está en manos de la Gerencia de Urbanismo se podrá subastar.

Los ingresos que se obtengan de esa operación se destinarán a la «modernización del Puerto de Sevilla», como ha avanzado Carmona. Con ello se refiere a la digitalización de los muelles, la mejora de las infraestructuras y la propia rehabilitación de las naves y tinglados portuarios del muelle de Tablada, que se convertirá en una zona comercial y de ocio parecida al Muelle 21 de Málaga o el Distrito 22@ de Barcelona.

También ha concretado que «ese suelo que saldrá a subasta se puede vender libremente, pues está desafectado y los inquilinos que explotan actualmente algunas naves o parcelas como aparcamiento tienen contratos que se renuevan por año», con lo que habrían expirado a finales de 2019. Por el contrario, los que aspiren a crear negocios o proyectos en la otra acera de la avenida, la del propio muelle, será por concesión administrativa al seguir siendo suelo portuario.