Barrio de los Remedios
Barrio de los Remedios - JUAN FLORES
SECTOR INMOBILIARIO

Los Remedios, entre los barrios de moda de España donde más subió la vivienda

Los precios de las casas varían según su antigüedad y la necesiadad de realizar reformas

SevillaActualizado:

Las viviendas situadas en un barrio «de moda» de alguna de las grandes ciudades españolas valen desde un 5% hasta un 20% más, pudiendo pasar de los 250.000 euros de media a una cantidad a partir de 262.500 euros y de hasta 300.000, según un informe de la inmobiliaria Barnes Spain.

En el caso de Sevilla capital, esta compañía internacional asegura que Los Remedios es uno de estos barrios en los que el encarecimiento de los pisos puede alcanzar ese porcentaje máximo de subida por razones que no se consideran estrictamente inmobiliarias. Triana y la Macarena son los dos otros barrios sevillanos que se habrían puesto «de moda» entre los compradores, especialmente las parejas y familias jóvenes.

Por perfil de comprador, la mayoría de personas interesadas en adquirir una vivienda en un barrio de los considerados «de moda» son, o bien compradores jóvenes que buscan la mejor ubicación posible dentro de la urbe por encima de otros factores como son el tamaño del inmueble o un precio «más bajo», o bien inversores que tratan de encontrar las «mejores» oportunidades para después vender más caro o arrendar la vivienda.

De hecho, la revaloración del barrio también provoca que muchos de los propietarios pidan más por su piso ya sea para venderlo o para alquilarlo, lo que a su vez conduce a un «rejuvenecimiento» del barrio por la llegada de estudiantes y jóvenes de alquiler.

Otras ciudades

En muchas de las grandes ciudades de España, hay zonas que son ilustrativas de esta revalorización como Chamberí, Lavapiés, La Latina y Malasaña, en Madrid; Gràcia, Sant Antoni, Horta y La Barceloneta, en Barcelona; Russafa y Cabanyal, en Valencia; o «Bilbao la Vieja’» en Bilbao.

Según la mencionada inmobiliaria, las características de las viviendas en estos barrios varían dependiendo de la obsolescencia de su parque de viviendas. En estos momentos, se buscan viviendas «diáfanas», con estancias «amplias» y la superficie «muy bien aprovechada». También se valoran los techos «altos» y la luminosidad. Sobre el estado del inmueble, se busca o bien que esté reformado o bien, si no lo está, que tenga un estilo arquitectónico y de diseño interior «propio».