Otra historia interminable

De momento, recreará sólo el Guadalquivir; el Atlántico y el Caribe se harán en el futuro

SEVILLA Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

La del acuario del Muelle Delicias es una historia que se remonta a 2004 cuando el puerto adjudicó a Acuario Nuevo Mundo la ejecución de un gran acuario en ese espacio. La concesión, por 20 años, suponía una inversión de 20 millones de euros y la construcción de un complejo de 5.468 metros cuadrados, que tendría que ser inaugurado en 2007. Un año después de esa fecha tope el Puerto retiró la concesión y acometió un nuevo concurso que se adjudicó en paralelo al proceso judicial contra esa decisión que perdió Nuevo Mundo. En los tribunales sigue abierto el proceso de esta empresa para recuperar los 10 millones invertidos.

El consejo de administración de la Autoridad Portuaria de Sevilla aprobó ayer jueves que el proyecto del Acuario del Muelle de las Delicias se acometa por fases y no de forma integral. Así, de momento, sólo se pone en marcha la primera fase del proyecto, la que incluye la reproducción de la marisma del río Guadalquivir incluida las marismas de Doñana y los arenales móviles de Sanlúcar de Barrameda que dan paso al océano; en el aire, y sin plazos, queda el resto del proyecto que preveía reproducir los ecosistemas del océano Atlántico y el mar Caribe.

D La decisión del Puerto se adopta después de que Aliart Ingeniería solitara la ocupación de terrenos. Según explicó a E.P. el presidente de la Autoridad Portuaria, Manuel Fernández, en el consejo de administración se aprobó la caducidad de la concesión anterior, de ámbito completo, así como permitir que se inicien obras en un tercio de la superficie a la par que la empresa se compromete a proteger el resto del edificio, cuya estructura, ejecutada por la anterior concesionaria del proyecto, está terminada desde hace años. Fernández explicó que la autorización de la primera fase de la obra implica que «el día de mañana, si la actividad económica se recupera y el negocio va bien» el proyecto se complete». Y es que, aunque durante meses tanto la promotora como el puerto se escudó en que el retraso se debía a problemas en la tramitación de licencias, parece que, como señaló ayer el mismo presidente del puerto a E.P., «el problema no era de licencias, sino de financiación, y creo que

ahora sí se podría hacer de forma rápida tras la redimensión», ha añadido el presidente del Puerto de Sevilla, al que la sociedad mercantil Acuario del Descubrimiento solicitó a principios de noviembre una concesión administrativa para ocupar una parcela y diversas instalaciones en una superficie de 2.354 metros cuadrados en la margen izquierda del Canal de Alfonso XIII en el Muelle de las Delicias.

El proyecto original suponía una inversión de 11 millones de euros y una afluencia estimada de 600.000 visitantes anuales y preveía reconstruir ecosistemas vivos, con mamíferos, peces, reptiles e invertebrados, del Guadalquivir, el Atlántico y el Caribe en un tratamiento museográfico moderno en el que se recrearía la época del descubrimiento de América.

Tras la aprobación del Puerto, la adjudicataria debe iniciar ahora el proceso para conseguir la licencia de obra que, si no hay problemas, podría permitir iniciar los trabajos del futuro acuario en el primer trimestre del año.