La capilla ardiente de la duquesa de Alba está instalada en el Ayuntamiento de Sevilla
La capilla ardiente de la duquesa de Alba está instalada en el Ayuntamiento de Sevilla - j. m. serrano

Más de 80.000 sevillanos se despiden de la duquesa de Alba en su capilla ardiente del Ayuntamiento

Monseñor Amigo oficiará este viernes a las 12 la misa funeral en la Catedral de Sevilla, donde estará la Infanta Doña Elena

Actualizado:

A las dos de la tarde de este jueves se abría las puertas del Ayuntamiento para que todos los sevillanos que quieran puediesen dar el último adiós a Cayetana Fitz-James Stuart, duquesa de Alba. Cuando las puertas del salón Colón del Consistorio se han cerrado, más de 80.000 personas habían pasado por allí.

La sala que acoge el féretro de Cayetana Fitz-James Stuart, fallecida este jueves a los 88 años en la Casa de las Dueñas, volverá a abrirse al público este viernes a partir de las 09.00 horas y hasta las 11.00, momento en el que se iniciarán los preparativos para el traslado hasta la Catedral de Sevilla.

Durante las ocho horas que ha permanecido abierta la capilla ardiente tanto personalidades como ciudadanos de a pie han desfilado ante el féretro de la Duquesa, que ha estado acompañado por su esposo, Alfonso Díez, sus hijos y nietos, así como amigos y allegados de la familia.

Las banderas que ondean en la fachada principal del Ayuntamiento han permanececido a media asta en señal de luto. Precisamente cuando llegaba el coche con los restos mortales de la duquesa terminaba de arriarse una de las enseñas.

La capilla ardiente ha sido dispuesta por los priostes de la Hermandad de Los Gitanos, de la que doña Cayetana era muy devota. En su sede canónica, a los pies del Señor de la Salud, descansarán los restos mortales una vez hayan sido incinerados. Además, durante la tarde han pasado por allí los costaleros y capataces de la hermandad.

El alcalde de Sevilla ha estado al lado de Alfonso Diez, marido de la duquesa, y de Carlos Martínez de Irujo y Fitz-James, primogénito de Cayetana y quien heredará el título de duque de Alba. La práctica totalidad del equipo de Gobierno del Ayuntamiento ha estado presente, así como varios concejales del grupo municipal socialista, entre ellos Juan Espadas.

En estas primeras horas han querido dar el pésame a la familia en la capilla ardiente el que fuera alcalde de Sevilla, Fernando de Parias Merry; Manuel Olivencia; el el que fuera jugador del Real Betis Balompié, Rafael Gordillo; la cantante María José Santiago, Enrique Moreno de la Cova y el comunicador Jesús Quintero, entre otros.

Hasta el Ayuntamiento se han acercado Manuel Olivencia, Rafael Gordillo o Fernando de Parias

Al Salón Colón, igualmente, no cesan de llegar coronas de flores. Así, entre otras, han enviado el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y su esposa; de la Familia Tous, del propio Ayuntamiento, de los clubes de fútbol Real Betis Balompié y Atlético de Madrid, o de Los Morancos.

También han sido muchas las muestras de condolencia que han quedado plasmadas en los diferentes libros que ha dispuesto el Ayuntamiento a la salida de la capilla ardiente. Entre ellas, una que decía: «Señora, gracias por llevar a Andalucía y a Sevilla en el corazón. No le olvidaremos».

Miles de sevillanos

Unas 80.000 personas han visitado la capilla ardiente la duquesa de Alba. Ya se han acercado, entre otros, la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, el expresidente José Rodríguez de la Borbolla, el torero Curro Romero y su esposa, Carmen Tello, la empresaria Alicia Koplowitz, o el diseñador Toni Benítez, que le ha hecho muchos vestidos a la duquesa.

También han llegado gran cantidad de coronas, entre ellas la del torero José María Manzanares, la cantante María del Monte y otra de los costaleros de la Hermandad de los Gitanos, de la que la duquesa era muy devota.