Gente por la calle Sierpes
Gente por la calle Sierpes - J. M. Serrano
Alumbrado navideño

El comercio histórico de Sevilla se aferra al atractivo del «shopping» para la campaña de Navidad

Frente a las ofertas de franquicias y grandes superficies quiere atraer a un consumidor que compra sólo cuando hay promociones o por venta on line

Actualizado:

Como cada año por estas fechas, el encendido del alumbrado navideño supone el pistoletazo de salida para el comienzo de las compras de Navidad. El público se lanza en busca de los regalos y tiene para elegir entre una amplia gama de centros comerciales, grandes superficies, franquicias y comercio tradicional.

Pero ¿cómo afronta el comercio histórico esta campaña? Según el presidente de la Confederación Provincial de Comercio y Servicios de Sevilla, Aprocom, Tomás González, los comerciantes tiene puestas sus esperanzas en que la campaña de Navidad que ahora comienza sirvan para «equilibrar los balances del sector» ya que al comercio multimarca (como denomina a estas tiendas) este período le coge en pleno proceso de transformación.

La mayoría de estas tiendas están inmersas en la adaptación a la era digital. Algunas están poniendo en marcha su página web o introduciendo la venta on line. Se trata de adaptarse a las nuevas necesidades del consumidor y transformarse también para ser competitivos.

Otras armas

En cualquier caso, González tiene muy claro que estos establecimientos no pueden competir con las mismas armas que las grandes superficies y deben ofrecer alternativas a la venta on line. Porque, en los últimos tiempos, se han pasado de un 5 por ciento a un 35 por ciento de venta on line.

«El atractivo de ir a la tienda es uno de los principales», recuerda González insistiendo en que ese debe ser uno de los secretos del comercio histórico ya que, para muchos de ellos, es muy difícil adaptarse a la venta on line. Por ello, Aprocom es de la opinión de que estas tiendes debe dar más calidad y alternativas diferentes para hacerlo más atractivo.

Al fin y al cabo, como asegura González, estos tipos de establecimientos céntricos «dan vida a las ciudades» y esa debe ser una baza con la que jugar. «Una ciudad sin comercio es una ciudad muerta», recalca Tomás González insistiendo en la necesidad de más ayudas para el sector por parte de las administraciones. «Tenemos que sensibilizarnos de que hay que cuidar y mimar al comercio de la ciudad», recalca González.

Iniciativas

Desde el Ayuntamiento de Sevilla recuerdan que todos los años ponen en marcha iniciativas para potenciar este comercio del tipo de la que llevaron a cabo el pasado año bajo el lema «esta Navidad yo compro en comercios de Sevilla» o las subvenciones que ofrece para la digitalización del sector. También la iluminación navideña que, según elAyuntamiento, repercute de forma positiva en estos comercios del centro. Son iniciativas que, en cualquier caso, aAprocom le parecen pocas ya que, según alerta, el sector está en peligro y hay que lanzar un SOS grande.

«El pez grande se come al pez chico», dice. Sobre todo por la liberalización que ha permitido constantes promociones y constantes campañas de descuentos. Cuando no hay una oferta está el Black Friday u otras. Y a ello hay que unir la constante presencia de venta ambulante por las calles. «Están vendiendo bolsos en el top manta enfrente de una franquicia o camisetas de fútbol en la puerta de Adidas», admite un comerciante.

Con todo el consumidor «sólo compra cuando hay promociones». Es algo que puede comprobarse fácilmente dando una vuelta por los comercios más emblemáticos del centro y que confirman en algunos de ellos que aseguran que no hay muchos consumidores que compren fuera de los períodos de promociones. Una mañana antes cualquiera estos comercios están aún tranquilos. Todavía no ha empezado la masificación que suele haber los días punta.

Yen casi todos confirman que su estrategia debe ser otra muy distinta a la de las grandes superficies y las franquicias. Puede decirse que deben utilizar otras técnicas comerciales para aumentar sus ventas y hacer más atractivo sus comercios.

De hecho, aunque la mayoría admite que redoblan esfuerzos y se ven obligados a abrir algunos festivos durante los días fuertes de Navidad, la especialización y el trato personalizado es seguramente la principal baza con la que juegan para mantenerse a flote y competir con las constantes promociones de las grandes superficies. «El producto bueno no necesita rebajas», dice Rafael Albarracín desde la camisería Galán que considera que las tiendas que «no tiran los precios» aportan «un valor añadido». Él, como otros del sector, es de los que cree que la especialización y la confianza con los clientes es su mejor estrategia junto con el trato cercano a los clientes.

Una opinión similar la dan en Bolsos Casal, donde unos de sus propietarios, Ángel Casal, admite que se están salvando por esa especialización que ofrecen y el trato personalizado y amable. «Aquí les escuchamos y les asesoramos», explica Casal al que, incluso, han llegado a preguntar por el Ciber Monday pese a que vende bolsos. Es una situación difícil pues como dice Elena Bernal, propietaria de l a tienda que lleva su nombre, deben trabajar el doble. Les salva la trayectoria y el nombre. Aún así la situación es «trágica» porque la crisis ha hecho que muchos recorten el gasto en regalos. «El que antes buscaba una cosa de cien euros, ahora lo arregla con cincuenta», confiesa Bernal.

Camisería Galán: «Calidad y confianza»

Rafael Albarracín
Rafael Albarracín- ABC

Rafael Albarracín es la cuarta generación al frente de la camisería Galán que lleva abierto desde el año 1905 de un comercio que actualmente tiene ya su propia página web y se lanzará pronto a la venta on line.

¿Aperturas en festivos? Albarracín asegura que, cuando se acerca el día de Reyes, abren algunos festivos pero no todos porque en el comercio también «necesitamos descansar».

Han hecho una selección de artículos que rebajaron para el Black Friday pero, en general, no son partidarios de estar todo el día en promociones. Porque tienen «una clientela fiel» que compra y repite cada año. Según confirma, su secreto es ofrecer «calidad y confianza». Pero también ser competitivos en los precios de sus productos.

Elena Bernal: «Especialización para una clientela fiel»

Elena Bernal
Elena Bernal- ABC

Elena Bernal empezó con doce años en la tienda de bisutería de sus padres, en la calle Francos.

Hoy por hoy sigue en Sierpes en el establecimiento de su propiedad que abrió en el año 1980.

Lleva 60 años trabajando y ha sido testigo desde su privilegiado enclave de muchos cierres de negocios pero también de muchas aperturas. De los que estaban cuando ella llegó apenas queda media docena.

Cuando se le pregunta por el secreto para mantenerse, coincide en que la especialización es uno de los factores para tener «una clientela fiel» que acude a su tienda donde, además, tiene el mismo personal de hace cuarenta años. Aún así asegura que la crisis ha hecho mucho daño al sector.

Bolsos Casal: «Atención personal y oferta especializada»

Bolsos Casal
Bolsos Casal- ABC

Ángel Casal pertenece a la tercera generación al frente de la tienda de bolsos que inauguró en 1929 por su abuelo, cuyo retrato aún cuelga en una de las tres tiendas.

Casal, vende bolsos y maletas. «Los hábitos han cambiado tanto», reconoce Casal que admite que para subsistir tienen que hacer doble esfuerzo y trabajar más horas que nunca.

«Tenemos un horario más flexible». Y cuando llega la Navidad, la tienda de Tetuán permanece abierta más tiempo ya que es la de más tránsito. El secreto para estos nuevos tiempos de compra por internet, ofrecer «una atención personalizada», y «alguien que les escuche» además de la especilización.