Cáritas Diocesana atiende a más de 800 personas sin hogar en el último año

La entidad dedicó 1.036.000 euros a esta labor y contó con una reducción de los fondos aportados por la Administración pública

Cáritas Diocesana de Córdoba atendió a 802 personas sin hogar en el último año, un número menor en relación con los atendidos de 2016, que fueron 956. El motivo de esta reducción se debe a la prolongación de las estancias en la Casa de Acogida Madre del Redentor porque la ejecución de las ayudas de la Administración se retrasan. Un hecho que ha dado lugar incluso a una lista de espera para ser atendidos en este centro.

Sobre el perfil de los auxiliados, Cáritas ha revelado que son personas con entre 35 y 60 años, siendo el 81 por ciento hombres y el 18 por ciento restante mujeres y, en cuanto a nacionalidades, la predominante es la española (63 por ciento del total), seguida de la rumana y la marroquí. Además se ha detectado que en este tiempo se ha producido un aumento de menores extranjeros no acompañados que terminan viviendo en la calle y carecen de derechos vinculados al empadronamiento, como la asistencia sanitaria.

Estos son los principales datos que, con motivo de la campaña de "Personas sin Hogar", ha dado a conocer la entidad en cuanto el número de personas atendidas en los recursos de Casa de Acogida Madre del Redentor, Hogar Residencia San Pablo, Ala de Baja Exigencia (ABE), Dispositivo de Atención en la Calle (UVI Social) y Pisos Virgen de la Merced de Atención a Reclusos.

Según sus estimaciones, como miembro de la Red Cohabita, en Córdoba capital una media de 275 personas padecen a diario los rigores del frío y la inseguridad de la calle, resultando que el 60 por ciento de ellas está en riesgo de exclusión habitacional, es decir, podrían ser objeto de desahucio u otras circunstancias de falta de hogar.

Para ello, Cáritas Diocesana de Córdoba dedicó en el último año 1.036.000 euros a la atención de las personas sin hogar, 711.00 euros de fondos propios y 325.000 euros procedentes de la Administración pública, que en total redujo durante 2017 sus aportaciones en 200.000 Euros.

La campaña de personas sin hogar, que tiene en el 25 de noviembre la fecha conmemorativa, pretende este año sensibilizar a la sociedad sobre la presencia de estas personas en las calles y pone el acento en la invisibilidad a la que se ven sometidas. Para ellas, Cáritas Diocesana de Córdoba pide dignidad a través de un acceso a la vivienda garantizada por las administraciones.

Con el lema de la campaña de personas sin hogar, «Estoy tan cerca que no me ves. ¿Y tú que dices? Di basta. Nadie sin hogar», la entidad de la Iglesia Católica quiere demostrar cómo estas personas ven vulnerados sus derechos y pide un tratamiento acorde con esta situación de desamparo.

Relacionados
Comentarios
SíguenosEn
CórdobaSolidaria

Córdoba Solidaria es un portal de noticias que da cobertura a todo lo que acontece en nuestra ciudad y su provincia sobre eventos y experiencias solidarias. Un espacio donde las ONGs, instituciones y voluntarios de Córdoba pueden dar a conocer sus actividades a la sociedad cordobesa.