Diez errores con los que maltratas tu pelo en verano

  • Belleza
  • HACE 4 meses, 13 días
Diez errores con los que maltratas tu pelo en verano

Si cada mes de septiembre te das cuenta de que tienes el pelo fatal, puede que te identifiques con estos descuidos en el cuidado del cabello que cometemos cada verano

Cada año la misma historia. Se acaba el verano y, en apenas 15 días tenemos que despedirnos de nuestro bonito bronceado y hacer una visita a la peluquería para solucionar ese pequeño desastre en que se ha convertido nuestra melena. Pelo deshidratado, sin brillo y con un tono amarillento, anaranjado e incluso verdoso suele ser el diagnóstico de quienes por estas fechas acuden a cortarse «las puntas» como medida de socorro.

Y, por si te lo preguntabas, sí, algo tan placentero como los días que pasamos en la playa o la piscina tiene efectos devastadores sobre tu cabello. Pero preservar la melena durante las vacaciones de verano es posible. Toma nota de lo que debes hacer:

1. No hacer prelavado

El cloro de las piscinas debilita el cabello y lo deja quebradizo y seco. Igualmente, la sal del mar reseca el pelo y lo hace más vulnerable. Para evitar estos daños durante los baños veraniegos, es recomendable aclarar previamente la melena en una ducha de agua dulce (con una botella de agua, si no tienes duchas cerca). De esta manera, la fibra capilar absorbe esa agua dulce y el cloro y la sal del mar tienen un menor impacto en la melena.

2. No aclarar después del baño

Igual que el lavado previo minimiza los daños del agua del mar y de la piscina, un aclarado con agua dulce posterior al baño eliminará los restos de estas sustancias que tienden a acumularse en la melena. Si por el contrario dejamos que el pelo se vaya secando con restos de cloro y sal, estaremos contribuyendo a su deterioro y notaremos los efectos al final del verano.

3. Usar gomas que generan tracción

goma pelo genera tracción

En general, llevar mucho tiempo el pelo recogido resulta perjudicial para la melena ya que genera una tensión continua que puede dar lugar a la caída del cabello. Para evitarlo, mejor alternar los periodos con el pelo recogido y suelto, buscar cepillos y peines que no resulten agresivos y gomas de materiales que no dañen el cabello como la silicona.

4. Recogerte el pelo mojado

Si tienes el cabello largo, puede resultar una tentación recogértelo cuando está mojado para estar más cómoda. Pero debes saber que no es sano para la melena puesto que el cabello se encuentra en un estado vulnerable cuando está húmedo y además lo sometemos a la tracción de gomas y pinzas para el cabello.

5. Bañarte en la piscina recién teñida

coloración piscina verano

Si te acabas de aplicar una coloración y te bañas en la piscina, no solo estarás debilitando tu melena (ya de por sí vulnerable por el efecto del tinte), sino que puedes echar a perder tu nuevo look. No es difícil que con el agua clorada se produzca una reacción química que te deje un tono verdoso en el pelo o incluso decolorado. Además, con toda seguridad, favorecerás la deshidratación del cabello y lo dejarás vulnerable a la rotura. Conclusión: coloraciones en verano, no gracias. Y, si ya lo has hecho, deja al menos un espacio de una semana para prevenir cualquier reacción.

6. No usar gorros

A algunos les puede parecer cosa de niños, pero proteger el cabello del sol en verano es esencial para su buena salud. La exposición continuada a la radiación solar favorece la deshidratación del cabello, lo que llevará a nuestra melena a perder su brillo. También el tono de nuestra coloración se puede ver afectado por el impacto del sol en forma de oxidación. Por eso, aconsejamos el uso de sombreros que preserven nuestro pelo y nuestro cuero cabelludo de los daños del sol.

7. No usar protección solar

Si buscas en las tiendas en la zona de los protectores solares seguramente encontrarás uno para el cabello con el mismo fin. Recuerda que la protección solar debe incluir tu cabello en la playa o la piscina, si quieres lucirlo impecable durante y después de los meses de verano. Incluso encontrarás algún protector para el pelo que también protege frente a los daños del cloro y la sal del mar. Sin duda, un cosmético en el que invertir durante el verano.

protector solar pelo cloro sal

8. No hidratar la melena

Tras las jornadas en la piscina o en la playa es imprescindible lavar la melena y usar una buena mascarilla hidratante que repare los daños. Si no lo hacemos, el cabello perderá su brillo y vitalidad con el paso de los días y acabará mostrándose reseco. Además, es importante que el aclarado en la ducha no se realice con agua muy caliente, ya que esta tiende a deshidratar el cuero cabelludo, con el consiguiente efecto sobre el cabello.

9. Maltratarlo con la toalla

La manera más rutinaria que tenemos de castigar nuestro pelo en verano es la de someterlo a una excesiva tracción con la toalla al secar. ¿Te suena? Lo ideal es hacerlo suavemente centrándonos en las raíces y eliminar el exceso de humedad de las puntas. Además, otro gesto a evitar con la toalla es el de recoger el pelo mojado en el típico turbante para que se seque. La combinación de tracción y humedad, hará estragos con tu melena.

secar pelo verano

10. Secar el pelo al aire

Librarse del secador aprovechando el sol veraniego puede parecer una buena idea. Al fin y al cabo, ¿qué mejor que secar el pelo al natural? Pero es un gran error que perjudica la salud de nuestro cuero cabelludo. Lo ideal es retirar el exceso de humedad con una toalla y después secarlo con el secador a temperatura baja y colocado a una distancia prudente.

 

 

 

Dolores Trueba

Dolores Trueba

Redacción Bulevar Sur
Dolores Trueba

@dolores_trueba

Recién aterrizada aquí, aunque llevo tiempo vigilandoos. Me dejo caer por @BulevarSur. «Be with a guy who ruins your lipstick, not your mascara» #belleza
Trucos para un maquillaje de #Halloween fácil @BulevarSur https://t.co/Afg3EFOBEo #Halloween2017 https://t.co/eoUIUzk8KT - 2 años ago

Más en Belleza