ensayo-patata-acoustic-Meijer
Ensayo de la variedad Acoustic de Meijer frente al testigo / Agrónoma
Previsiones de campaña

De Holanda a Écija para lograr la mejor variedad de patata

Meijer Ibérica está detrás de las patatas más sembradas en España y más demandadas por la industria

28 marzo 2020, 09:00

Finalizada ya la campaña de siembra de patata nueva en la provincia de Sevilla, la empresa Meijer Ibérica, líder en las variedades más sembradas y más demandadas por la industria nacional, con un campo de ensayo para nuevas variedades de tubérculos en la localidad sevillana de Écija, constata un repunte de las plantaciones tempranas en esta campaña.

Esto se debe, afirma el director general de Meijer, Javier Boceta, a la respuesta del campo «a la demanda de producto nuevo por parte de las cadenas de distribución españolas, que han asegurado el cambio a la patata nueva frente a la de conservación que se importa de Francia desde el minuto uno, en base a su mejor calidad culinaria».

De hecho, el directivo de esta empresa, mitad holandesa, mitad española y dedicada tanto a la selección de nuevas variedades de patata como al suministro de patatas de siembra y al abastecimiento a la industria manufacturera, asegura que «las entregas tempranas de semilla (destinadas a las siembras de noviembre en la zona de Murcia y Almería y de principios de diciembre en Sevilla) se han incrementado un 15% con respecto al año anterior».

La campaña de siembras «ha sido costosa en cuanto a la preparación de suelos, pues no llovía», pero al final «se ha plantado todo en buenas fechas y de manera escalonada», asegura.
Respecto a las variedades, la más sembrada tanto en Sevilla como en Andalucía vuelve a ser Soprano, una patata de consumo muy polivalente, cuyo cultivo actualmente «está precioso», resalta Boceta.

Campo de ensayo

Meijer está detrás de las variedades comerciales más demandadas, siendo líderes en los segmentos de patatas fritas chips, de microondas y de mercado de mesa. Tras este éxito está en su apuesta por la I+D, en la que la provincia de Sevilla juega un papel destacado.

De hecho, el desarrollo de variedades comienza en el campo experimental de Rilland, en Holanda. Allí se hacen 500.000 individuos genéticamente distintos al año y de éstos «vamos seleccionando», señala Boceta. Así, explica que «al segundo año quedan 80.000 y al tercero unos 3.500, que son los que vienen al campo de ensayo que tenemos en Écija».

Una vez en Sevilla, en los siguiente siete años se continúan filtrando individuos, por lo que, finalmente, al cumplir el año diez, «queda uno o ninguno». A ese uno, «si le vemos interés, le damos nombre y lo patentamos como nueva variedad. Luego, la probamos por toda España durante los cinco o seis años siguientes antes de pasar a ser comercial», por lo que «es un proceso muy lento», enfatiza el directivo. No obstante, «contamos con las variedades líderes en el mercado nacional ya que de Écija salen las patatas que mejor se adaptan a nuestra climatología», resalta.

Así, además de la variedad Soprano, la más presente en el campo, a nivel industrial es la patata Lady Amarilla la de mayor crecimiento en la Península en los últimos años. Las plantaciones de esta variedad en Andalucía «presentan un buen desarrollo vegetativo». A este respecto, Javier Boceta añade que «la calidad del chip en España ha mejorado mucho con la llegada de esta variedad, que se reconoce por su color amarillo intenso, buen sabor y ausencia de defectos de fritura».

Luego, dentro del segmento de variedades de microondas, «está funcionando muy bien la patata baby Jazzy, que no tiene rival en su segmento» y con la que el agricultor deberá tener en cuenta que «hay que cortar el ciclo de cultivo cuando la media de calibres esté dentro de lo que se demanda por las cadenas comerciales».

Como novedad, Meijer está introduciendo en el mercado una nueva variedad, Acoustic, con marcadores genéticos de resistencia a mildiu, y que incluso en el cultivo ecológico ha dado muy buenos resultados frente a otro testigo.

Previsión de la campaña

La campaña de la patata andaluza presenta «muchas incertidumbres», destaca el director general de Meijer. Así, Javier Boceta habla de que «a nuestro sector le preocupa seriamente la falta de mano de obra en recolección, una situación que en esta campaña se va a ver agravada por los efectos del coronavirus».

Además, resalta que «hemos plantado patatas pensando en la población española, la exportación y el turismo, y se puede prever ya que el turismo bajará, aunque esperamos que la exportación no se vea afectada y el consumo nacional se incremente».

A este respecto, Boceta añade que países como Francia, Bélgica y Holanda tienen ahora un grave problema con las producciones de patata almacenada para la industria de prefrita congelada. El canal horeca europeo que consume este producto está cerrado. «El stock de patata industrial es muy alto y esperemos que no aparezca en nuestro país a bajo precio afectando a nuestra campaña», aunque el directivo de Meijer resalta que «el consumidor español valora la calidad del producto nuevo frente a la patata almacenada que se quema al freír».

Ámbitos